Menu
Consejos Para Montar Una Franquicia

Montar una franquicia es una opción muy interesante tanto aquellos que deseen trabajar para ellos mismos creando su propia empresa, si bien hay una serie de cuestiones para este modelo de negocio que se deben puntualizar y considerar. para los que buscan ganarse la vida abriendo su propio negocio.

El acuerdo entre el franquiciador, la empresa creadora de la marca, y el franquiciado,el autónomo o una sociedad mercantil que quiere abrir un establecimiento con el respaldo de una marca ya consolidada, se genera mediante un contrato que establece ciertas normas de imagen, objetivos de venta o estrategias empresariales, además del pago de una cantidad fija o variable por parte del franquiciado.

¿Por qué te conviene abrir una franquicia?

Como ocurre con otras vías para emprender, montar una franquicia también requiere de una inversión inicial aparejada a un plan de negocio que nos ofrezca ciertas garantías de rentabilidad. Pero, a diferencia de otros caminos relacionados con el trabajo por cuenta propia, las franquicias llevan aparejadas una serie de ventajas:

  • Mayor competitividad: El hecho de estar respaldado por una marca te permite especializarte en un sector y competir en igualdad de condiciones con las grandes superficies. Esto facilita el crecimiento respecto a los negocios más locales.
  • Comodidad: Si hace tiempo que quieres emprender, es muy probable que uno de los frenos con los que te hayas topado sea el de encontrar una buena idea de negocio. Por suerte, al abrir una franquicia este trabajo ya viene dado. En realidad, este y otros muchos de los pasos iniciales que hay que dar para crear una empresa, como por ejemplo, la elaboración el plan de negocio, la gestión de los proveedores y las ventas, el diseño de la imagen, etc.
  • Menores riesgos: Cuando abres una franquicia cuentas con el apoyo de una marca consolidada y con la seguridad de una idea de negocio que ya ha probado su funcionamiento. Además, dispones del know-how (conocimiento), la formación y la asistencia de una empresa experimentada. Todo esto supone que las posibilidades de que la aventura no salga como esperabas sean mucho más bajas que cuando empiezas de cero.

¿Cómo montar una franquicia?

Poner en marcha una franquicia también tiene riesgos e inconvenientes. No puedes olvidar que requiere una importante inversión económica y que limita la independencia en el negocio. Desde Antaconsulting, como Asesoría fiscal, laboral y contable de empresas, te aconsejamos:

-Estudia bien la mejo ubicación

La situación puede determinar el éxito o el fracaso del negocio. De ahí que debas estudiar muy bien en qué lugar te conviene poner la franquicia. Aunque buena parte del trabajo de investigación ya te venga dado, no puedes descuidar este punto.

-Encuentra la fórmula para financiarte

Si tienes el dinero, perfecto. Si no, más allá de la financiación tradicional en el banco, es aconsejable que pidas préstamos a amigos y familiares, además de las subvenciones públicas. Intenta ahorrar todo lo que puedas.

-Busca la franquicia que más se adapte a ti

Primero piensa en el sector: moda, alimentación, hostelería… A partir ahí, investiga las enseñas del ámbito que has elegido. Debes evaluar el canon que te ofrecen, tus obligaciones como franquiciado, la experiencia probada de la marca, la rentabilidad y las opciones de futuro.

-Negocia el contrato con el franquiciado

Pide ayuda a abogados especializados para que revisen el contrato y lo negocien con la otra parte. El objetivo es que ambos salgáis ganando.

-Serenidad y tranquilidad

Lo peor que puedes hacer es precipitarte. Debes saber frenar el impulso emprendedor y hacerlo con tranquilidad, serenidad y el máximo de previsión posible. Recuerda que montar una franquicia requiere tiempo por lo que se hace necesario pensar bien cada decisión y cada movimiento.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.