Menu
Asesoría Fiscal Madrid

Beneficios de ser Autónomo

¿Por qué debes considerar ser autónomo?

Cuando queremos iniciar una actividad empresarial, podemos tener dudas con respecto a cuál tipo de figura jurídica debemos elegir. Si no dispones de mucho capital y no tienes estipulado tener una gran facturación a las primeras de cambio, es recomendable que te conviertas en un empresario autónomo.

En un principio, ser autónomo implica tener muchas facilidades. Sin embargo, es conveniente que te asesores con expertos en la constitución de empresas como Anta Consulting. En anta Consulting te mostraremos todo el espectro de posibilidades que se te pueden presentar antes, durante y después que te des el alta, cobrando los más bajos honorarios en asesoría fiscal, contable y laboral.

Ahora bien, antes de reunirte con expertos tienes que tener en claro algunas ventajas que ofrece ser autónomo en lugar de constituir, por ejemplo, una sociedad limitada, empecemos:

Bajos costes de constitución

Mientras que crear una sociedad limitada exige un capital de 3000 euros, sin contar costes de registro y notaría, para ser autónomo no se requiere capital y los gastos adicionales son considerablemente menores.  Además, ahorrarás bastante tiempo porque los trámites para declararse autónomo son menos engorrosos. Por otro lado, también, existen muchas subvenciones estadales, regionales y municipales que apoyan este tipo de emprendimiento.

Beneficios fiscales

Podrás desgravar el IVA de muchos gastos relacionados con el trabajo. Por ejemplo: la gasolina que consumas y la compra de equipos informáticos. En otro orden de ideas, si eres autónomo puedes disfrutar de una serie de beneficios fiscales al declarar el Impuesto sobre la renta de personas físicas.

Bajos costes operativos

Es evidente que al no tener que pagar un alquiler, nómina y afines, tus costos operativos prácticamente van de la mano de tus gastos personales.

Como dato adicional, si decides contar con el apoyo de Anta Consulting, los servicios especializados para autónomos son más económicos. En pocas palabras, te ahorrarás una buena cantidad por honorarios en asesoría fiscal, costes del alta de autónomo e inclusive por consultoría en contabilidad.

Ya conociendo las ventajas de ser autónomo, seguro ya entendiste que para pequeños emprendimientos es la mejor opción. Más adelante si tu facturación y tu cartera de clientes aumentan, puedes considerar evolucionar tu negocio a una sociedad limitada. De esta manera, no forzarás el crecimiento de tu organización sino que lo impulsarás de manera orgánica.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.